www.conozcarecoleta.com.ar

Serv. Meteorologico Nacional

Visitante Nro.

Buenos Aires vestida de violeta

La ciudad de Buenos Aires, particularmente los barrios de Recoleta, Palermo y Belgrano, se han vestido de violeta. Sus jacarandás han florecido de una manera fabulosa y le otorgan a las calles un colorido vibrante que resalta en el paisaje arquitectónico urbano.

El jacarandá es un árbol subtropical de la familia Bignoniaceae, oriundo de Sudamérica (especialmente Argentina, Brasil, Perú y Uruguay). También se encuentra en Asia, especialmente en Nepal y es ampliamente cultivado por sus vistosas y duraderas flores violeta. El árbol adulto alcanza una altura de 12 a 18 metros y su floración se produce durante la primavera y a veces tiene una segunda floración, más escasa, en el verano.

Seguramente, así lo imaginó Carlos Thays, el arquitecto paisajista francés, que con tanto gusto y refinamiento ha diseñado la mayoría de parques y plazas de la Argentina y si el porteño es observador, se dará cuenta la excelente elección de este hombre, que pobló Buenos Aires de distintas especies arbóreas que florecen en diferentes períodos, permitiendo que la ciudad se vea increíble, desde el tono violeta de los jacarandás al rosado de los palos borrachos y lapachos o el amarillo de las tipas.

La avenida 9 de Julio se ve como una alfombra violácea y lo mismo ocurre con las avenidas del Libertador y Figueroa Alcorta, pero también podemos verlos en las plazas de la ciudad o el Jardín Botánico.

Las dos avenidas más emblemáticas de Belgrano, Cabildo y Luis María Campos, también están custodiadas por estos árboles, así como sus plazas más características, las Barrancas o la Manuel Belgrano.

Ahora podemos disfrutar de sus coloridas copas y luego de tres semanas, al caer las flores, formarán una bellísima alfombra que dará paso a la llegada del verano.


www.conozcarecoleta.com.ar (1785) - Publicado: 21/11/16