www.conozcarecoleta.com.ar


Escudo del barrio de Recoleta
Escudo del barrio
de Recoleta



Visitante Nro.

Arreglos de veredas: el que rompe, paga

El jueves 23 de noviembre, la Legislatura porteña aprobó un nuevo marco regulatorio que establece que a partir de ahora, los vecinos deberán hacerse cargo de los gastos que implique reparar sus veredas, por desgaste o mal uso.

En el caso de veredas rotas por empresas de servicios públicos, las mismas deberán hacerse cargo del arreglo o serán multadas. Las multas serían de entre $2000 y $55.000. Así quedó determinado en el nuevo marco regulatorio.

Los propietarios de viviendas o los consorcios quedarán eximidos de la responsabilidad en los casos que las roturas hayan sido provocadas por una empresa de servicios públicos; en esas ocasiones la prestadora deberá asumir el compromiso de la refacción. Los vecinos tendrán la obligación de hacerlo cuando la vereda se haya roto por situaciones particulares, por ejemplo, por el ingreso de un vehículo a un garaje.

La Ciudad implementará un régimen jurídico a través de un sistema que fiscalizará los trabajos de las empresas de servicios públicos-como las de agua, energía, gas y telefonía- cuando rompen las baldosas.

Las normas aprobadas incluyen el permiso que deberán solicitar las compañías para efectuar la obra de apertura de la vereda a fin de realizar algún arreglo de la red o de renovación.

Para acceder a la autorización, las empresas tendrán que presentar un plan de ejecución y también serán evaluadas por la Subsecretaría de Vías Peatonales, que depende del Ministerio de Ambiente y Espacio Público, en torno al cumplimiento de los plazos acordados para la ejecución de la obra.

Los proyectos fueron elaborados por el Ejecutivo porteño para mejorar el mal estado de las veredas, que afecta a más del 50% de los 305.000 frentes con que cuenta la Ciudad, con daños que van desde hundimientos y baldosas flojas hasta huecos cubiertos de tierra.

La nueva ley compromete a los vecinos a mantener arreglada la vereda y, de no hacerlo, podrá recibir una multa del Gobierno de la Ciudad. "El titular de un inmueble que no construyere, reparare o mantuviere en buen estado de conservación las cercas y veredas reglamentarias de los inmuebles es sancionado con multa de doscientas (200) a cinco mil quinientas (5.500) Unidades Fijas (UF). Cuando se tratare de un inmueble afectado al régimen de propiedad horizontal, la multa se aplica al consorcio de propietarios", dice el texto de la norma. Cada unidad fija tiene un valor de medio litro de nafta de mayor valor en el mercado.

Algunos de los diputados que no votaron el proyecto, manifestaron no estar de acuerdo en que se cargue al frentista la reparación de la vereda por considerar que es una doble imposición, un doble impuesto.


www.conozcarecoleta.com.ar (2674) - Publicado: Martes 28/11/17