www.conozcarecoleta.com.ar


Escudo del barrio de Recoleta
Escudo del barrio
de Recoleta



Visitante Nro.

Preocupa el cierre de locales comerciales

Es de público conocimiento que existe una crisis económica que provocó el cierre de varios locales comerciales en la ciudad y el conurbano, un tema que ha sido confirmado por un relevamiento hecho por la ONG Defendamos Buenos Aires, que arroja como resultado el cierre de más de 2.500 locales.

Muchos cierres se deben al aumento de los alquileres, los servicios, la reposición de mercadería, pago de sueldos a empleados y la caída de la demanda, ya que en algunos rubros, disminuyeron notablemente las ventas.

El relevamiento fue realizado en 35 barrios porteños y en 34 localidades del Gran Buenos Aires, la cifra de locales comerciales cerrados en el primer mes del año fue de 2.536 (745 en la Capital Federal y el resto en zonas del conurbano y la ciudad de La Plata).

Se calcula un promedio de 82 cierres de locales por día y cada local, promedia un dueño y tres empleados, lo que significa que se han perdido más de 10 mil puestos de trabajo.

El abogado Javier Miglino, titular de la ONG manifestó que son los peores números en los últimos cinco años. En este sondeo participaron 120 colaboradores que obtuvieron esos datos.

En la ciudad de Buenos Aires, la zona más afectada por el cierre de locales comerciales fue Las Cañitas, con 38 locales, seguida por Puerto Madero (36), el centro porteño (35) y Belgrano (18).

En el caso de la provincia de Buenos Aires, La Plata fue la ciudad donde se registraron más bajas, con 77 locales menos durante el primer mes del año. Otras zonas complicadas fueron Lomas de Zamora y Banfield (68 locales), Florencio Varela (58), San Isidro (39), González Catán (39), Olivos (35) y Vicente López (29).

"Se incluyen locales de todos los rubros, desde construcción, venta de cubiertas, accesorios y repuestos para motos y autos, hasta electrodomésticos y textiles", señaló Miglino.

En el caso de la provincia de Buenos Aires, La Plata fue la ciudad donde se registraron más bajas, con 77 locales menos.

La Federación de Comercio e Industria de la Ciudad de Buenos Aires (FECOBA) también relevó una mayor cantidad de locales vacíos en la ciudad en los últimos meses. Entre octubre de 2018 y enero de 2019 sobre un total de 21.940 comercios porteños se contabilizaron 3.200 locales cerrados. Entre junio y agosto del año pasado, la cifra era de 2.095 locales cerrados. La ocupación tuvo una caída del 5%: pasó de 90,4% a 85,4% del total.

Según los últimos datos de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), en el período noviembre-diciembre del año pasado, en la ciudad de Buenos Aires la cantidad de locales sin actividad subió un 11,8% en comparación con el bimestre anterior. Mientras que en La Plata la suba fue de 40%.

Durante los dos últimos meses del año pasado se detectó un total de 255 locales sin actividad comercial en las principales avenidas y calles comerciales porteñas. Si se compara con el período noviembre-diciembre de 2017 el alza llega al 57%.

Las avenidas Pueyrredón, Cabildo, Santa Fe, Rivadavia, Avellaneda y Corrientes son donde más se incrementaron los locales inactivos.

"En la avenida Santa Fe, de Plaza San Martín hasta la avenida Pueyrredón, 17 cuadras y 504 locales, hay siete locales cerrados más otros dos, uno al 1600, donde estaba la Galería Da Vinci que estuvo varios años cerrada, y otro cercano a Rodríguez Peña que está en juicio sucesorio hace más de 40 años. La actividad comercial está en baja, hoy mantenida por la gran cantidad de turistas", explicó José Claveria, presidente de la Asociación de Amigos de la avenida Santa Fe.

Todos sabemos que el país atraviesa un momento muy difícil, que cargamos con una pesada herencia y las promesas del actual gobierno, al asumir su gestión, ilusionaron por su visión demasiado optimista, pero la realidad mostró otros resultados. También sabemos que no existe una varita mágica que solucione todo inmediatamente, pero hay desilusión, impotencia por no poder afrontar una inflación imparable y un descontento que no es bueno en un año electoral, ya que un alto porcentaje no quiere volver al pasado, otros están enojados con el presente y la falta de candidatos con mejores propuestas no existen o están ocultos tras un manto espeso de la neblina del desencanto que puede llevarnos a elegir mal, elegir lo que no queremos por la espera de alguien capaz, honesto y sobre todo con la cuota de patriotismo y humildad necesarios para salvar al país.


www.conozcarecoleta.com.ar (4390) - Publicado: Lunes 18/02/19